Conoce las ventajas de los Barebones o Mini PC´s

28 de Abril de 2014 por Salvador Claros

No cabe duda de que la tecnología nos lleva por múltiples senderos, y mientras avanzamos vemos a cada lado pasar ideas, novedades y modas. Si el mercado de dispositivos como los móviles y tabletas desde hace tiempo ganan terreno a los ordenadores, y la tendencia es que aumenten de tamaño; a cambio, podemos ver cómo los ordenadores disminuyen el suyo para hacer más fácil la vida y la experiencia a los usuarios. Es el caso de los llamados barebones, o mini-PCs potentes, transportables y de mucha utilidad.

La versatilidad es otra de sus características, puesto que podemos tener todo un ordenador en una caja parecida a un disco duro portátil o un centro multimedia, conectarlo a la salida HDMI del televisor, y convertir nuestro salón en el sitio de trabajo y entretenimiento.

barebone

No solo es versátil por el mínimo espacio que ocupa en comparación con las torres tradicionales, sino también porque podemos darle las especificaciones técnicas que queramos o aumentarlas si queremos.

Los barebones, o minibarebones, tienen los mismos componentes que un ordenador de sobremesa o portátil, pero específicos para su tamaño: placa base, procesador, fuente de alimentación, tarjeta gráfica, memoria RAM y conectores. Igualmente, se le puede ensamblar un lector DVD o Bluray, además de otro tipo de periféricos.

La placa base es ATX en su versión mini, mientras que el procesador puede ser AMD o Intel, y la tarjeta gráfica y de sonido suelen venir integradas o podemos elegirlas nosotros. Las conexiones más habituales también van a estar presentes, desde puertos USB, VGA, PS/2, HDMI, lector de tarjetas, Jack para auriculares, o conexiones de redes y antena.

Imagen tomada de Slashgear.com

Imagen tomada de Slashgear.com

De la misma manera, dependiendo de la caja que se elija, tendrá zócalos para disco duro o lector de DVD, o la posibilidad de conectarlos exteriormente.

Podemos encontrar minibarebones ya preparados según tus necesidades, ya sea para un uso centrado en la potencia para el uso diario, o en la gráfica para jugar desde el sofá; y también cajas listas para que los más manitas lo ensamblen a su antojo y necesidad.

Los precios de estos dispositivos oscilan entre los 120 y los 600 euros, con marcas fiables en este segmento como Intel, Asus o Shuttle.

Si queremos trabajar con el ordenador, o jugar con nuestros juegos de PC de forma cómoda, los barebones son una buena oportunidad para camuflarlo en nuestro salón sin que se note.

Leave A Response